¿Cómo bajar de peso sin hacer ejercicio? ¡La pregunta del millón de dólares!

bajar de peso sin ejercicio 3

¿Es posible bajar de peso? ¡Todo es posible! aunque no sea fácil y, ¿sin ejercicios? se pueden obtener los resultados poco a poco, lentamente porque existen personas a quienes el perder peso les cuesta mucho, mientras que, que hay otras que bajan los kilitos de más con mucha facilidad.

En la mayoría de los casos para adelgazar sin ejercicios debes tener presente los siguientes aspectos: el deseo enorme de hacerlo, la convicción de querer hacerlo, constancia, perseverancia y una gran fuerza de voluntad. ¡Querer es poder! ¡Si puedes! porque no van a existir los milagros ni algún producto milagroso.

Para adelgazar debes modificar los hábitos alimenticios que has mantenido en el tiempo que te han ayudado a ganar peso sin quemar grasas y sin reducir una talla. Para potenciar el efecto, mejorar la salud y mantener una vida completamente saludable combinando las acciones:

  • Comer bien.
  • Estar siempre activos.

Debes saber que la pérdida de peso se debe realmente a la dieta con el 75-80%, y el 20-25% al ejercicio, es decir, que el factor decisivo a la hora de perder peso no es el deporte, sino una correcta alimentación.

Adquiere hábitos de alimentación adecuados que te mantengas perennemente. La dieta que realices debe ser equilibrada, tanto en la cantidad de calorías que se deben ingerir como la composición de los alimentos que vas a ingerir, es decir, la calidad del producto.

Si haces dietas de adelgazamiento hipocalóricas, es recomendable que el 20% del valor calórico total de la dieta sean proteínas de alto valor biológico, lo que equivale a 1 g x kg x día. Cada gramo de proteínas aporta 4 kcal. ¡Mucha atención! Utiliza las que tengan menos contenido lipídico tales como: pescados blancos, carnes blancas, lácteos descremados, clara de huevo y legumbres.

¿Por qué es recomendable hacer ejercicio a pesar de tener una buena dieta? ¡He aquí los motivos!

ejercicio y dieta

Las personas que realizan ejercicio físico de forma regular tienen la sensación subjetiva de encontrarse mejor que antes de realizarlo, tanto desde el punto de vista físico como mental, es decir, tienen una mejor calidad de vida.

Adecuar la ingesta energética, moderar el consumo total de grasas y fomentar la actividad física son medidas que van a contribuir a prevenir a cualquier problema de salud formando el hábito dietético y el ejercicio físico los pilares básicos del tratamiento del exceso de peso.

 Mejora el rendimiento cardiovascular

En su mayoría las dietas están contentivas de algunos componentes que son protectores a la patología cardiovascular, mientras que otros son perjudiciales y favorecen la progresión de la aterosclerosis.

Debes tener presente que al realizar la dieta debe comprender grasa inferior al 30% del aporte energético (35% en el caso de consumo habitual de aceite de oliva), una ingesta de ácidos grasos saturados inferior al 10% del total de energía de la dieta y de colesterol inferior a 300 mg/día.

Contribuye a la prevención de enfermedades

¡Presta atención! La pérdida moderada de peso en el individuo con sobrepeso mejora todas las alteraciones metabólicas que pueden estar presentes en nuestro cuerpo, mejora el control de la glucosa, baja la tensión arterial y reduce los niveles de colesterol, además, la obesidad, la litiasis biliar, la artritis y la apnea del sueño.

Una apariencia renovada y más esbelta

Cambiando los hábitos alimenticios puedes perder los kilitos que te perturban, pero ¡No abuses! ¡No excedas los limites! Porque vas a lograr es verte cadavérica y esa no es la idea.

Aunque, sin ejercicios no pretenderás verte bella, esbelta y escultural ¿O sí? Lo que vas a conseguir es tener unos músculos flojos y caídos ¡Fatal!

En caso de hacer caso omiso a los ejercicios ¡Estos son los mejores consejos para bajar de peso sin hacer ejercicio!

  • Consulta con tu doctor o un especialista: Hablar con alguno de ellos antes de iniciar una nueva dieta o un plan de pérdida de peso es una buena idea. Él podría darte dietas alternativas o sugerirte vitaminas y minerales para complementar tu dieta.
  • No comas dulces por un determinado tiempo: Esto lo tienes que evitar porque el organismo almacena el azúcar convirtiéndolo en grasa. Si la tentación te ronda ¡No le prestes atención!
  • Adiós a los refrescos y al alcohol: ¡Evítalos! los refrescos contienen mucha azúcar y las bebidas alcohólicas te destruyen los órganos vitales.
  • Come más saludable: Añade más verduras y vegetales en detrimento de alimentos más calóricos. Come las verduras y las frutas entre 3 y 4 días de la semana y elimina las carnes ricas en grasa. Ingiere pechuga de pollo o ternera magra que son mucho más beneficiosas para la salud y con menos calorías.
  • Toma agua: Mantén siempre agua o alguna infusión en los momentos de ansiedad como el jengibre al igual que la cayena son buenos para adelgazar, por tanto, se pueden incluir en nuestra alimentación y el agua caliente te ayudará a sentirte más saciado. 
  • Agua de coco: Añadir hielo, copos de coco y un poco de jugo de lima, zumos de frutas frescas, diluido con agua, zumos de verduras frescas: hazlos tú mismo, pero cuidado con el exceso de sal.
  • Toma té: Negro, blanco, rojo, verde, matcha, chai, kombucha (sin azúcar).
  • Usa poco aceite: En el momento de preparar la comida puedes usar poco aceite debido a que los alimentos tienen su propio aceite natural o utilizas aceite de oliva; Los especialistas recomiendan tomar entre 3 y 5 cucharadas soperas de aceite al día para seguir una dieta equilibrada. Sin embargo, para perder peso, con 2 o 3 al día es más que suficiente.
  • Cuidado con los estimulantes: La cola o el café son muy recomendados por la mañana, para activarnos a la hora de trabajar.
  • Dormir: Respetar las horas de descanso, ni mucho ni poco.

Mucha ingesta de agua

Beber mucha agua es una herramienta útil y esencial para perder peso y evita que consumamos bebidas hipercalóricos o productos con azúcares refinados para saciar la sed ayudándote a elevar el metabolismo, a suprimir el apetito y ayuda a eliminar el peso por retención de líquidos.

¡Toma agua! Debes de tomar mínimo 8 vasos de agua diario o 2 litros de agua durante el día, puede ser difícil, pero con firme decisión, aprovecharás el agua para perder peso. No debes excederte ¡No es bueno!

Comer grasas saludables

Dejar de comer grasas tampoco es bueno debido a que el organismo debe mantener un equilibrio. Existen grasas que son muy recomendables y que son sanas para lograr perder esos kilitos de más. Este tipo de grasa activa el metabolismo realizando diferentes funciones en el organismo sin dejar que esta se acumule.

Entre las grasas saludables vas a encontrar las siguientes: pescado azul, yema de huevo, aguacate, frutos secos, semillas, aceites de primera presión (oliva, coco, sésamo, lino), Ghee o mantequilla clarificada.

No saltar comidas

Para evitar saltarte de las comidas te recomiendo que elabores un plan alimenticio con sus respectivas horas de consumo, ¡Te va ser muy útil!  Inclusive vas a poder definir todas las comidas que te toquen los platos principales y las meriendas, además de cerciorarte que sean adecuados para tu rango de calorías predeterminado.

Deja un comentario